psicologos coruña insomnio

Frases de maltrato psicológico a la mujer que se escuchan en nuestras terapias

El 25 de noviembre se celebra el Día Internacional contra la Violencia Sobre la Mujer. Como todos los años, el equipo de psicólogos de   Clínica Valdivia en A Coruña quiere contribuir a sensibilizar a la sociedad sobre esta lacra y tener un recuerdo muy especial para todas las mujeres maltratadas que han pasado por nuestra consulta, a las que hemos ayudado, apoyado y acompañado de forma incondicional.  

Para ello, hemos seleccionado frases recogidas en nuestras sesiones de terapia con las que queremos transmitiros el horror que viven estas mujeres:

Frases de desvalorizaciones, insultos  y críticas

“Me criticaba continuamente por como me vestía, por como me colocaba, por coma bailaba, por como cantaba…”

“Me criticaba por  como conducía, por como lavaba los platos, por cambiar el pañal al niño cuando no estaba suficientemente mojado, según él”

“Me empieza a criticar por la mañana temprano, cuando vamos en el coche juntos a trabajar;  me dice que no conduzco bien, que soy torpe, que no doy aprendido.”

“Me ha deshecho la cama cuando la he hecho de una manera que no le gusta”.

“Llegué a aborrecer mi trabajo porque continuamente me decía que era una mierda, que me pagaban mal, que tenía que dejarlo.”

“Me insultó por apoyar la bañera del niño en el parquet”

“Me llamaba mala madre, hija de puta, paleta, loca…”

Frases de maltrato a través de amenazas y chantajes emocionales

“Conducía agresivamente, dando frenazos, a pesar de que yo estaba embarazada y le pedía que fuera más despacio”

“Me arrinconó contra la pared e hizo el gesto de cortarse el cuello”

“Intentaba tenerlo todo muy limpio para que no se enfadara; aún así, se enfadaba por cualquier cosa”

“Me agarró del cuello, me dijo que me odiaba y que me mataría”

“Tengo miedo, me va a matar, tengo miedo a lo que me pueda hacer, es capaz de todo, algo me va a hacer”

Cómo saber si quieres tener hijos

Conductas de restricción a la mujer

“Me obligó a tirar recuerdos que eran muy importantes para mí”

Cuando venían mis amigos o mi familia se portaba tan mal que yo me sentía mal y dejé de invitarles

“Hay amigos que no quieren estar con nosotros porque se sienten incómodos por el carácter de mi marido”.

“Evito ir a la aldea para que no le levante la voz a mi padre”

“He tenido que pedir a mi padre que no sacara determinados temas para evitar la discusión”.

“Si salía con mis amigas luego se mostraba frío y distante”

“Le caía mal todo lo que me rodea: mi familia, mis amigos, mi trabajo”

“Para evitar que se enfadara dejé de salir con mis amigas a tomar café”

“Me vació la cuenta”

No compró nada para el niño durante el embarazo

“No me dejó comprarme ropa de embarazada ni crema para las estrías; decía que eran tonterías”

“Me decía la música que tenía que oír, lo que tenía que decir, lo que tenía que hacer”

“Ya nacido el niño no me dejaba encender la calefacción para no gastar”

“Me llama continuamente por el móvil para ver dónde estoy y qué estoy haciendo. He tenido que mandarle una foto del supermercado donde estoy comprando porque no se fía”

Frases de culpabilización del hombre a la mujer

“Me culpaba de sus enfados y yo hacía lo posible por reconciliarnos y cuando me pedía perdón pensaba ¡qué bueno es!”

“Si me pedía que le despertara a una hora me daba pánico, porque cuando lo hacía respondía con ira y si no le despertaba, también”

“Si se enfada conmigo me dice que ya no lleva al niño al cine”

“La he fastidiado porque como se ha enfadado conmigo ya no va a llevar a la niña para que salga con sus amigas”.

Se enfada y me culpa por cualquier cosa, por  comprarle al niño un regalo que él no quería que le comprara”.

Mi hijo mayor me dice: “ven pronto para que papá no se enfade”, “no te retrases, no ves que papá se enfada y grita; por favor, haz el esfuerzo”, “no wasapees delante de él porque se enfada”.

“En cualquier momento le puede dar un ataque.” “Estalla por cualquier cosa”. “Muchas veces pensé que yo hago algo o hice algo que le provoca”

Insensibilidad a las necesidades afectivas de la mujer

“Cuando me quedé embarazada se metía en la cama y se daba la vuelta. Una vez intenté que me abrazara como antes y se enfadó

“Cuando estaba embarazada me sentía triste. Mientras yo lloraba él se reía viendo videos de Internet”.

“Creí que me ponía de parto y me tuve que ir sola al hospital conduciendo”

“A los ocho meses de embarazo me echó de casa por como había limpiado la encimera”

Terapias de pareja en A Coruña

 Difusión de la identidad

“Yo antes era muy alegre. Me volví triste, desganada, sin ilusión, arisca”

“Me quitó todo, mis amigos, mi familia, mis aficiones, mis creencias. Me ha dejado hundida.”

“Dejé de ser la que era”

El equipo de psicólogos de  Clínica Valdivia en A Coruña desea que estas frases sean útiles para comprender el terror, la humillación, la indefensión y la desesperanza en la que viven estas mujeres.  Ellas necesitan la comprensión y el apoyo de toda la sociedad. Necesitan ser creídas y protegidas. No les demos la espalda, escuchémoslas.

La mariposa morada de la foto que acompaña este artículo es de Iztiar Prats, “una madre sin hijas” como ella misma se define después de que el padre de las niñas, de seis y dos años de edad, las matara antes de suicidarse. Teje estas mariposas moradas como símbolo de la lucha contra la Violencia de Género.

 

Deja un comentario