Síndrome del parado de larga duración y cómo superarlo

Síndrome del parado de larga duración y cómo superarlo

Estar sin trabajo durante un período prolongado de tiempo tiene consecuencias en nuestra salud mental. Eso lo que se conoce como síndrome del parado de larga duración. Una situación ya ampliamente estudiada y comprobada. ¿Por qué se produce? ¿Cómo ser feliz estando en paro?

Estas son ahora las dos grandes preguntas que rodean el síndrome del parado de larga duración. No tienen una respuesta sencilla, pero desde un punto de vista mental, es lógico entender que se produzca ese estado de tristeza y depresión. Pero también debes saber que hay maneras de combatirlo y sentirte bien incluso estando en paro.

¿Por qué se produce el síndrome del parado de larga duración?

Desde un punto de vista social, las personas tenemos esa necesidad de hacer un trabajo remunerado. Eso nos lleva a sentirnos productivos, a formar parte de la sociedad y a sentir satisfacción por la remuneración obtenida en base a algo que hemos hecho. Cuanto estás en paro, te quitan eso. Como consecuencia, podemos notar la tristeza de no formar parte de todo eso.

Por otro lado, se merma la confianza, puesto que partimos de la base de que no tenemos trabajo porque no somos lo suficientemente buenos para hacer lo que hacemos. Y luego entra también en factor el hecho de que se tiene menos poder adquisitivo. En una sociedad tan consumista, estar en paro te obliga a recortar en tus gastos. No podrás comprar cosas que sí hacías y quizás tengas que dejar de socializar tanto como antes.

Estos factores combinados, junto con muchos otros, son algunos de los principales causantes del síndrome del parado de larga duración.

¿Por qué se produce el síndrome del parado de larga duración?

¿Cómo ser feliz estando en paro?

Estos son algunos de los pasos que te recomendamos para ser feliz estando en paro:

Evalúa tu situación

No asumas que tu situación es un fracaso. A ella han llevado muchos condicionantes y debes evaluarlos todos. Es fácil decirlo, para la vida continua. Haz un plan para salir de este paso y no te estanques en él. Haz una lista de sus fortalezas y debilidades y trabaja en ellas.

No te acomodes

Trata tu nueva realidad como si fuese un trabajo y usa tu tiempo sabia y eficientemente para lograr tus objetivos. Crea una rutina de levantarte a la misma hora y establece metas diarias y a largo plazo. Aprovecha también el tiempo para mejorar tu currículum y carta de presentación y, quizás, formarte para mejorar tu empleabilidad.

Identifica los factores de riesgo

El síndrome del parado de largo duración puede provocar angustia emocional debido al desempleo y se necesita un poco más de presión para avanzar. Debes aprender a identificar qué cosas estás haciendo mal y no deberías. Controla cuánto duermes, lo que comes, mantén una vida social activa, etc.

Ponte en forma

Este es un momento perfecto para aprender un nuevo pasatiempo o comenzar un régimen de ejercicio. Estar activo tiene muchos beneficios para la salud. Crea una sensación de logro, desarrolla una fuerte autoestima y convierte el tiempo de inactividad en un tiempo valioso.

El ejercicio es muy importante para ser feliz estando en paro.

Sé útil

Todos necesitamos sentirnos útiles, es algo inherente al ser humano. También es la razón por la cual la autoestima a menudo está relacionada con nuestros trabajos y la vida familiar, y por qué la depresión por desempleo es común. Nos sentimos valorados cuando otros acuden a nosotros en busca de consejo y ayuda.

Sé amable contigo mismo

La depresión (muy peligrosa), la ansiedad y el estrés juegan un papel importante en el tiempo que una persona está sin trabajo. Si bien gran parte de esto no se puede evitar, puedes tomar medidas para reducir las posibilidades de quedarte sin trabajo a largo plazo. Mantén una actitud positiva, no te rindas, y sé paciente y amable contigo mismo. Hay más trabajos por ahí.

Habla con psicólogos especialistas en el síndrome del parado de larga duración

Para muchas personas, es el último paso. Incluso lo ven como un síntoma de debilidad. Pero es todo lo contrario. Reconocer que tienes un problema y dejar que te ayuden con él, es algo que caracteriza a los más valientes.

Si sufres el síndrome del parado de larga duración, nadie podrá ayudarte mejor que un psicólogo especialista en el sector. Si vives en A Coruña o alrededores, no dudes en contactarnos.

Deja un comentario